Cuando las mentiras se repiten


Este artículo publicado en Misterios de la Astrofísica nos da una idea de cómo trata Rafa López a sus lectores.

«Mi viaje a NAZCA: En primera persona», con este título ya nos transportamos mentalmente a Perú, donde un conjunto de gigantescos diseños (desde líneas hasta complejas figuras) aparecen trazadas sobre la superficie terrestre cubriendo una extensión de 500 m², son las llamadas Líneas de Nazca, cuyo origen y significado no son el propósito de este artículo.

Rafa López pretende con este artículo alimentar las hipótesis que quieren escuchar sus lectores, es sabedor de todos los mitos que rodean a la new age y pretende explotarlos para seguir en el candelero. Nos presenta dos hipótesis: la científica, en la que reconoce que se ha realizado una datación oficial con Carbono 14, pero que tratará de dinamitar con mentiras del tipo “adolece de soporte arqueológico”, “esta hipótesis carece de sentido”, o “mera especulación hipotética”, etc., y nos presenta la otra hipótesis pseudo-científica donde se insinúa que las líneas fueron hechas 15.000 años antes de lo que indican las dataciones oficiales y que representa que son “un increíble complejo de pistas de aterrizaje, trapezoidalmente dispuestas y debidamente balizadas”. Como hemos dicho no analizaremos las hipótesis, vamos a seguir con el supuesto viaje, no exento de dificultades técnicas según el autor, que también afirma haber comprobado las opiniones de los ciudadanos y de la comunidad científica allí residente. También nos obsequia con el detalle de informarnos con qué marca y modelo de cámara se han realizado las fotografías, y nos proporciona un enlace para comprobar sus características.

Seguidamente nos aparece la primera fotografía del post (una entre las más de 250 realizadas con la Canon EOS 60D), es del mismo Rafa, aparentemente sentado en el asiento trasero de una avioneta, apoyado sobre el asiento delantero del acompañante y parece mirando hacia la parte del piloto (que no aparece en la fotografía), como si hablase con él o mirase el habitáculo. Por si no lo había mencionado la avioneta está parada sobre la pista de aterrizaje, no está en pleno vuelo, de hecho no aparece ninguna fotografía en pleno vuelo donde aparezca Rafa. La segunda fotografía nos muestra una de las figuras típicas de Nazca, el llamado Cóndor, y como no me fío de la procedencia de dicha fotografía me decido a realizar la búsqueda de esa imagen por internet.

Hace un tiempo que Google, en su apartado de búsqueda de imágenes, nos permite buscar si una imagen concreta aparece en otras webs, para ello solo necesitamos la dirección URL de la misma o tener la imagen guardada en el disco, para obtener la dirección URL lo haremos pulsando el botón derecho del ratón encima de la imagen que queremos buscar y escogiendo la opción “Copiar acceso directo” en Internet Explorer, o “Copiar URL de la imagen” en Chrome. Luego accederemos al buscador Google, clicaremos en Imágenes, y veremos como aparece el icono de una cámara fotográfica a la derecha del cuadro de texto de búsqueda, aquí es donde clicaremos para pegar la dirección URL copiada previamente:

Realizando esta búsqueda nos aparecen posibles resultados, incluso nos ofrece la posibilidad de ver imágenes visualmente similares y también nos da la posibilidad de filtrar por fechas, algo útil para saber cuándo fue la primera vez que se colgó esa imagen, constatamos que hay imágenes idénticas subidas hace años, aquí un ejemplo del año 2008, ni tan solo se ha molestado en quitar con Photoshop la parte visible de la ventanilla de la parte superior izquierda. Recomiendo a todos los lectores utilizar esta función de Google cuando dude de alguna fotografía, ya que se puede aplicar a la totalidad de las fotos incluidas en el post, incluso a los dibujos.

Lo mejor está por llegar, si seguimos bajando nos aparecen otros sitios web con imágenes que coinciden con la imagen buscada y, ¡oh sopresa! nos encontramos con esa imagen en otro artículo de Misterios de la Astrofísica con fecha 24 Nov 2010, el título era similar: «Las Líneas de NAZCA al descubierto: Documental a pie de pistas, nuestra investigación “in situ”». O sea Rafa, que nos estás intentando vender un viaje inexistente con fotos recogidas de internet, y resulta que hace 1 año y 3 meses intentaste hacer lo mismo, la misma foto del avión en tierra, las mismas fotografías que intentas hacer pasar por tuyas, incluso el texto es el mismo.

En aquella época dorada del blog se llegaron a los 61 comentarios, y nadie aparentemente se percató del engaño, por aquellos tiempos casi nadie de los habituales sospechaba que Rafa se la estaba dando con queso continuamente, se habituaron a comentar sin espíritu crítico y es muy recomendable consultar artículos antiguos para observar el nivel de credulidad al que llegaron algunos. Esta vez no ha sido lo mismo, de los 16 comentarios que había en la fecha de publicación de este post la mayoría son de un comentarista llamado Calciferious y del propio Starviewer, el primero y algún otro comentarista le recriminan la utilización de las mismas fotografías ya existentes en internet, a lo que Rafa responde con excusas peregrinas y con sus sinsentidos mesiánicos habituales como “nos hemos jugado la vida por publicar para vosotros todo esto”.

Esto demuestra la frivolidad y el desprecio con los que Rafa trata a sus lectores, le da igual vender un post antiguo como nuevo, hacer un refrito de informes científicos manipulando la información de otros para venderla como suya, le da igual si sus desinformaciones catastrofísicas generan angustia o causan desasosiego en el lector que se las cree, etc. Lo único que le importa es mantener a toda cosa su estatus de pseudo-científico subversivo para que lo sigan invitando a conferencias y así poder seguir engañando a la gente, aunque para mí, en el caso de las conferencias, es aun peor, porque miente a la gente mirándola a los ojos, no está mintiéndole a un nick de forma impersonal, está engañando a personas ilusas que se sientan crédulas frente a él, y parece que en ese escenario Rafa se mueve como pez en el agua.

Anuncios

4 comentarios

Archivado bajo Charlatán, Rafael López-Guerrero, Starviewer

4 Respuestas a “Cuando las mentiras se repiten

  1. Muy bueno Xoco, gracias por el post.

  2. Es que a veces Superlópez nos lo pone muy fácil…

  3. Con que según tavo el viaje si fue realizado pero antes de que Dr cuentico abriera “humores de la astrofarsa”.

Deja un comentario:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s